Nutricion Tips de Nutrición

Mayonesa hecha en casa… fácil y más saludable

Sí, la mayonesa va bien con casi todo: pescado, ensalada, sándwich, huevos, verduras, etc., sin embargo como sabemos, no es muy saludable sobre todo porque la mayoría consumimos la que venden en los supermercados y sólo hay que ver la etiqueta para saber que contiene ingredientes muy extraños e innecesarios.

Es por ello que hoy te presentamos una receta para hacer tu propia mayonesa y puedas disfrutar de su delicioso sabor. Eso sí, con moderación, dado que contienen grasa como aceite de girasol o de oliva, pero eso sí, sin todos esos extraños ingredientes que contiene la comercial.

Lo que vas a necesitar es:

  • 2 yemas de huevo
  • 1 cucharadita de mostaza de Dijon
  • 3 cucharaditas de jugo de limón recién exprimido
  • 225 ml de aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta negra recién molida, al gusto

Comienza por separar las yemas de las claras de huevo. Añade a las yemas 1 cucharadita de mostaza y 1 de jugo de limón en un recipiente para batir. Bate hasta que tengan una consistencia homogénea.

Después añade un poco de aceite de oliva en un hilo continuo. Añade poco a poco y bate, continua hasta terminar el aceite. Al final verás una mezcla más amarilla y espesa.

Añade el resto del jugo de limón con sal y pimienta negra a tu gusto. Bate por última vez y ¡listo! Ya está la mayonesa

 

Ahora bien, si eres de los que no consumen huevo, también te tenemos una receta.

Necesitarás:

  • 240 ml de leche entera
  • 3 cucharadas de Maicena
  • 2 cucharadas de aceite de oliva extra virgen
  • 1 cucharadita de vinagre de vino
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 1 cucharadita de mostaza
  • 1/4 de cucharadita de pimienta negra molida
  • 1/4 cucharadita de sal

Bate la harina con la mitad de la leche hasta que no quede ningún grumo. Después, caliente la leche restante en una cazuela a fuego medio hasta que empiece a hervir.

Cuando llegue a ebullición añade la leche con la harina y sigue revolviendo con un batidor de varillas manual.

Baja el fuego y deja cocer hasta que espese y retira. Deja enfriar por completo a temperatura ambiente. Después mézclalo hasta obtener una salsa suave y cremosa.

Pasa la mezcla a un bol y añade mostaza, pimienta negra molida, azúcar, sal, aceite de oliva y vinagre. Bátelo hasta que quede cremoso, tapa y refrigera.

 

About the author

Cuidado Sano

Agregar Comentario

Click here to post a comment

A %d blogueros les gusta esto: